aj

aj
aj

miércoles, 7 de abril de 2010

THIS IS ROCKABILLY STORY CLASH!!!!!!!!


En el blog "la huella sonora" de Santiago auseron viene la anecdota que komentamos ayer y en los komentarios" aldo" kuenta esta historia.
La verdad ke kuantas mas historias konoces de strummer, mas se hace kerer.Un gran tipo.
ALDO.
-,Eran mediados los 90, yo tocaba en un trío de versiones de Stray Cats, Three Cool Kats nos llamábamos. Era una tarde de sábado y esa noche tocábamos en \"El Capote\". Parece incompatible con el rock and roll, peo en esa época yo andaba muy metido en \"la fiesta\", ya sabéis, bakalao y demás \"teknologías\". Estaba en Attica, y le dije a un colega que me llevará a Madrid porque tenía que dar el concierto. Por el camino, y aprovechando que \"Capote\" estaba cerca, me dijo de acercarnos antes al Morrison Hotel, propiedad de un amigo suyo de Granada. Me contó que este amigo suyo era íntimo del cantante de los Clash. Yo me excité, los Clash son de mis grupos fetiche y casualmente para el bolo de esa noche llevaba en mi bolsa una camiseta de los Clash con una foto de Strummer, Jones y Simonon. Este amigo se quedaba cuando iba a Londres en casa de Strummer, y mi amigo me contó una anécdota de como en un cumpleaños de Joe, éste echó a patadas a uno de los Gallagher por que empezó a hacer comentarios xenófobos a propósito de España y los españoles, en referencia a este amigo. \"Si señor\" - pensé-\"Es un rocker, no un baboso\". Llegamos al Morrison Hotel y me pedí una cerveza. Al otro lado de la barra había un tío alto y delgado, con un tupé perfectamente moldeado, los ojos verdes y una chupa de cuero negro: No lo podía creer, era Joe Strummer en persona. Sabiendo de su accesibilidad con los fans no me lo pensé y me acerqué a él: super simpático el tío, le pedí me firmara la camiseta, y lo hizo con una gran sonrisa. Como comentaba en la camiseta faltaba Tooper Headon, y por lo visto era una edición rara de la que solo se hicieron 500. Él no la tenía y me la quiso comprar. Me ofreció 200 libras por la camiseta y le di la mejor respuesta \"Lo siento Joe, es una cuestión de rock and roll no de dinero\". Se rió, me invitó a otra cerveza. Le dije que tocaba en un garito cerca de allí, que viniera a vernos. El se excusó, por lo visto en un rato volvía a Londres y esa era la razón de estar en el bar: su amigo le iba a llevar al aeropuerto en media hora, pero me preguntó de que iba el grupo. Yo le dije que tocaba el contrabajo y que haciamos versiones de Stray Cats o de clásicos de los 50 al estilo de Stray Cats. Yo ya lo sabía porque se lo había oido en entrevistas a ambos, pero el me contó que Brian Setzer era uno de sus mejores amigos, y que hacer versiones de Stray Cats sin hacer el ridículo es una empresa muy difícil. Después hablamos de rockabilly, que al tipo le flipaba, Eddie Cochran, Gene Vincent...pero sobre todo Buddy Holly, del que me dijo le había influido mucho especialmente durante la época de creación del \"London Calling\" (Los Clash ya habían versioneado I fought the Law\", que no era de Buddy pero como si lo \"seriese\", porque la compuso Sonny Curtis su amígo íntimo, imitando todos los tics de composición y arreglos que usaba Buddy; y hay algunas canciones como \"Hateful\" que son puro Buddy Holly)... En fin, fueron de los veinte minutos más memorables de mi vida, comparados a cuando tuve la suerte de charlar con Iggy Pop en otra ocasión, o con Lee Rocker que firmó mi contrabajo. Me despedí de Joe y esa noche, sin haberla ensayado previamente, nos marcamos el \"Brand new cadillac\" en honor de Joe Strummer, The Clash (y Vince Taylor, claro). ¿La camiseta?...Era joven y más estúpido que ahora, espero que la tía a la que se la regalé sepa lo que tiene entre manos.
13/09/2009 | 13:11

No hay comentarios:

Publicar un comentario

JAITSI

leitzaran

leitzaran